Estar vivo en el entorno online se ha convertido en algo esencial para la gran mayoría de empresas.

Internet es, sin lugar a dudas, el medio de información preferido por los usuarios, desbancando a otros más tradicionales como son la televisión o la prensa escrita.

Al día, se realizan 3 billones de búsquedas solo en el buscador de Google.

Internet se ha convertido en un gran escaparate para las empresas, ya que no solo les permite mostrar sus productos o servicios de manera que atraigan a más clientes a sus tiendas físicas, sino que también facilita su venta online a través de sus páginas web.

La gran importancia de este medio digital y los buenos resultados que aporta a las empresas que lo utilizan de manera eficiente, hace que la competencia en él sea brutal.

Al igual que tú, hay muchas empresas que luchan por obtener las mejores posiciones en los buscadores y por captar el máximo número de clientes posibles.

En este escenario, cualquier valor diferenciador que poseas, puede colocarte entre los primeros y hacer que ganes tráfico para tu web.

Uno de los elementos que más te ayudará a la hora de diferenciarte de tus competidores, es conocer a tu público objetivo, es decir, saber a qué público quieres dirigir tus acciones de marketing para poder adaptarlas a ese perfil y ser más atractivo para ellos.

TU PÚBLICO OBJETIVO O TARGET

Se denomina público objetivo o target a aquel grupo de personas que tiene cierta predilección y que es, a priori, más propenso a adquirir un producto o servicio como el tuyo.

Por ello, tu público objetivo son las personas a las que aspiras atraer con las acciones o campañas de Marketing que realices.

¿Cómo identificar a tu público objetivo?

La mejor manera de identificar a tu público objetivo la podemos definir con la siguiente expresión: “Divide y vencerás”

Como ya vaticinaban los romanos, la división es la base del éxito, “Divide et impera”.

Una de los métodos más eficientes para conocer el perfil de tu público objetivo, es la segmentación del mercado en distintos grupos de personas, para identificar cuáles son aquellos grupos que más te interesan.

Por ejemplo, dependiendo del tipo de estrategia y acciones que vayas a realizar te interesará dirigirte a grupos de personas muy propensos a la compra de tus productos o menos.

Los criterios de segmentación más habituales a la hora de definir públicos objetivos son los siguientes:

› Edad

La edad o la generación a la que pertenece tu público objetivo condiciona las acciones de marketing a realizar.

Una empresa cuyo público objetivo son millenials realizará acciones diferentes a otra cuyo público está formado por personas mayores de 50 años.

Por ello, es muy importante saber qué generaciones sienten predilección por tu oferta y tus productos, para saber utilizar este hecho a tu favor, adaptando la oferta comercial y los mensajes de marketing a tu público objetivo.

Ejemplo:

Un público objetivo formado por adolescentes y jóvenes menores de 25 años, puede requerir que se realicen acciones de marketing en Instagram y destinar más recursos a esta red social que a otras.

› Sexo

Si un producto va destinado a un determinado género, o atrae más a uno que a otro, habrá que tenerlo en cuenta ya que puede condicionar la utilización o no de un determinado canal de comunicación.

› Criterios demográficos

Es importante conocer en qué regiones o países un producto atrae a más personas, para orientar las acciones de marketing a las costumbres o gustos de esa zona.

Aunque el mundo cada vez está más globalizado y cada vez las culturas son más homogéneas entre sí, siguen conservándose rasgos característicos que pueden hacer que la oferta de tus productos se diferencie del resto en determinadas zonas.

› Criterios de comportamiento

Es posible obtener grupos de personas segmentando por el grado de formación, el tipo de trabajo, si es usuario de dispositivos móviles o si viaje frecuentemente… esta información podría ayudar, por ejemplo, a la hora de definir el precio o posicionamiento un determinado producto o servicio.

› Intereses

Actualmente, las distintas redes sociales o las herramientas de análisis de datos permiten segmentar a los usuarios por intereses y aficiones: tecnología, deportes, viajes, series de televisión… este hecho, supone un gran avance en el nivel de conocimiento del usuario destinatario de las acciones de marketing que planifiques.

Existen muchos más criterios de segmentación, por ejemplo aquellos basados en acciones : personas que hayan realizado una consulta hace tres meses, personas que hayan asistido a un evento de tu empresa en el último año, personas que sean clientes de tu competencia, etc..

Por ello es importante, no perder de vista el objetivo o donde se quiere llegar con las segmentación.

Definir público objetivo segmentar

Una vez realizada la segmentación y definido tu público target, para optimizar los recursos que vas a invertir, conviene revisar que los grupos de personas seleccionados cumplen las siguientes condiciones:

– Los grupos deben ser identificables.

– No deben de requerir demasiados recursos, es conveniente que se puedan conseguir los datos de manera sencilla, por ejemplo, con datos secundarios.

– En los grupos debe existir una diferenciación clara ya que si no se corre el riesgo de estudiar dos segmentos iguales y desperdiciar recursos.

– Los grupos deben ser estables o constantes en el tiempo, es decir, que al estudiar un grupo en concreto se debe estar seguro de que, en los próximos años, las características del mismo no cambiarán.

– Deben ser grupos de utilidad y adecuados a la oferta de tus productos.

¿Qué estrategias de acción podemos seguir una vez conozcamos el perfil objetivo?

Ahora es el momento de definir qué estrategia vas a seguir con tu público objetivo.

Algunas de las estrategias más comunes son las siguientes:

› Acción concentrada

Esta estrategia se basa en centrarse solo en un segmento que hayamos identificado como objetivo o de “alto impacto”.

Ejemplo

Una universidad que oferta un postgrado de informática presencial en Zaragoza, se centrará en un público objetivo formado por estudiantes que hayan finalizado su licenciatura, que vivan en una zona con una distancia aproximada de 200 km de Zaragoza, que les interese la tecnología, los negocios y la formación.

Este perfil de personas será el centro todas sus acciones de marketing.

› Acción diferenciada

Al contrario que la anterior, esta estrategia consiste en realizar distintas acciones cada una enfocada a un segmento diferente, de manera que los riesgos se reducen, aunque requiere de una cantidad de recursos mayor.

Ejemplo

Una empresa de zapatillas deportivas lanza una campaña online a través de Youtube para promocionar un nuevo modelo de deportivas dirigido a jóvenes de entre 10 y 15 años utilizando a líderes de opinión que atraen a este perfil y aprovechando la popularidad de esta plataforma entre los jóvenes.

Por otro lado, se realiza otra campaña diferente en Facebook Ads dirigida a personas mayores de 25 en el que resaltan las grandes ventajas que tienen estas zapatillas y lo cómodas que son.

› Acción indiferenciada

Esta realiza no tiene en cuenta ningún tipo de segmentación, por lo que se realizan las mismas acciones para todo el mundo.

Ejemplo

Una empresa que comercializa agua embotellada considera que no tiene que segmentar su producto ya que es un producto de primera necesidad y realiza las mismas campañas en todos sus medios.

CONCLUSIÓN

Tal y como hemos visto, conocer quién es tu público objetivo es fundamental para poner el foco de atención en aquellas personas más proclives a adquirir tus productos y servicios.

Así mismo, te ayudará a centrar tus acciones de marketing y a aumentar tus ventas y beneficios.

Para ayudarte a definir a tu público objetivo, te invitamos a descargarte la Guía para crear a tu Buyer Persona, la cual incluye plantillas y ejemplos, o si prefieres que una empresa de consultoría en marketing te ayude en esta tarea, puedes contactar con Creando Ideas y asegurarte la efectividad en tus futuras acciones de Marketing.

Ha sido un placer conocerte y participar en este blog.

Un abrazo.

ANA LÓPEZ

Guía cómo crear buyer personas para tu negocio

GUÍA GRATIS

Cómo crear a tus Buyer Personas
Aprende a crear a los Buyer Persona de tu negocio. Incluye plantillas y ejemplos.
Ana López colaboradora

Ana López

Directora del Departamento de Marketing y Comunicación

Profesional especializada en el comercio digital y en el marketing por Internet, intervengo a menudo en otros blogs y llevo a cabo actividades de consultoría para grandes grupos. Actualmente, trabaja en la empresa Faxvirtual y  Fonvirtual.

¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Promedio: 0]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies